Managua, |
Regístrese gratis aquí  |  Administre su perfil de usuario  |   
Inicio
Nosotras
La Prensa Literaria
Aquí Entre Nos
El Azote
Chavalos
Suplemento Deportivo
Negocios y Economía
Suplementos >> Negocios & Economía
Las cálidas playas del Pacífico como las de Tola figuran entre los principales destinos de los surfistas. (LA PRENSA/ARCHIVO )
Tola con brújula para el turismo
El municipio de Tola, en el departamento de Rivas, tiene una brújula para potenciar el desarrollo del turismo con cuatro rutas que proponen aprovechar las bellezas naturales, la herencia indígena, el calor y el ambiente del pueblo. Sin embargo, para ello se necesita además capacitar a su gente y fomentar nuevas inversiones en infraestructura para hacer del municipio una verdadera “meca” del descanso
Noelia Sánchez Ricarte
CORRESPONSAL/RIVAS
economia@laprensa.com.ni
Fomenta el desarrollo

La Organización Mundial de Turismo (OMT) proyecta, en un informe en poder de LA PRENSA, que el negocio de los viajes y el descanso seguirá este año la senda del crecimiento, tras cerrar el 2006 con buenas notas.

Con 842 millones de llegadas y un crecimiento de 4.5 por ciento, el 2006 superó todas las expectativas. El turismo ha seguido obteniendo resultados superiores a la media, y lo ha convertido en un nuevo año récord para el sector, destaca la entidad mundial en su informe emitido recientemente en Madrid, España.

Las últimas cifras del Barómetro OMT del Turismo Mundial parecen indicar que el 2007 consolidará esa evolución, y se convertirá en el cuarto año de crecimiento sostenido.

Se calcula que el aumento de las llegadas de turistas internacionales se situará en torno al 4 por ciento durante el 2007, muy cerca del índice de crecimiento anual de 4.1 por ciento previsto a largo plazo hasta el 2020, según las estimaciones de la OMT.

“A pesar de los riesgos a los que se enfrentaba el turismo hace doce meses, en particular el terrorismo, la preocupación sanitaria por la gripe aviaria y la subida de los precios del crudo, 2006 volvió a ser un buen año, y con el respaldo de uno de los períodos más largos de expansión económica continuada”, destacó el Secretario General de la OMT, Francesco Frangialli.

Para la OMT una de las características del 2006 han sido los continuados resultados positivos de los destinos emergentes, que han puesto de manifiesto el vínculo existente con el progreso económico. Al ser uno de los sectores más dinámicos de la economía, el turismo tiene una función decisiva entre los instrumentos de lucha contra la pobreza, y se convierte en una herramienta primordial para el desarrollo sostenible.

“Al integrar al turismo sostenible en la agenda internacional del desarrollo, nuestro sector puede hacer una contribución significativa al adelanto de los objetivos de desarrollo del Milenio por medio de un tipo de crecimiento más moderado, más sólido y más responsable”, valora Frangialli, en el informe.

Hace tres años, recuerda, el turismo mundial emprendió una nueva fase histórica de crecimiento al romper la barrera de los 800 millones de llegadas internacionales, y desde entonces ha crecido más de un 20 por ciento. “El turismo sigue transformándose a resultas de la presión de su entorno. Ahora somos responsables de hacer más ahorrativos en energía y en recursos naturales, más sostenible y, por último, más solidaria esta nueva fase de crecimiento”, destaca.

La seguridad

Los viajeros están ahora mejor informados, valoran bien la situación e integran la preocupación de la seguridad entre otras consideraciones a la hora de elegir destino, advierte la Organización Mundial de Turismo (OMT) en su página electrónica oficial.

El municipio de Tola ya cuenta con un inventario de sus potenciales turísticos y una propuesta de hacia dónde generar desarrollo en este sector, según un reciente estudio realizado por estudiantes de la carrera de Turismo Sostenible, de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN), con el apoyo de la Cooperación Técnica Alemana (GTZ).

Cuatro rutas han sido identificadas en este estudio: Urbana, Arqueológica, Nancimúa y del Sol. Ahí se trata de integrar no sólo el atractivo natural de la zona, sino todas las manifestaciones culturales para buscar potenciar el desarrollo y crecimiento de este municipio con más de 54 kilómetros de franja costera en el Océano Pacífico.

Se calcula que en nueve de los proyectos de infraestructura en proceso de desarrollo, o ya concluidos, se mueven inversiones que superarán los 200 millones de dólares.

Pero tanto las autoridades municipales como de turismo y la misma cooperación internacional coinciden en que hace falta mano de obra calificada para atender las demandas del turismo, tanto actual como de futuro.

En ello coincidió el estudio elaborado por seis estudiantes de la UNAN, el cual plantean que efectivamente la principal limitante de los pobladores de Tola es, precisamente, la falta de capacitación, lo que dificulta su inserción a las actividades turísticas, una industria que generó el año pasado alrededor de 239 millones de dólares a nivel nacional y más de 5,600 millones de dólares en toda Centroamérica.

“Es por esta razón que la Alcaldía se ha propuesto, en conjunto con organismos como GTZ, capacitar a los habitantes del municipio para que puedan desenvolverse en el ámbito turístico, de manera que adquieran la capacidad de prestar servicios de calidad a los clientes, además de preparación técnica en ebanistería, electricidad, mecánica, entre otros”, dice el estudio.

En todo el país se calcula, según cifras de la agencia de promoción de inversiones ProNicaragua, que el turismo emplea directamente a poco más de 100 mil personas.

No se sabe con certeza cuántos turistas visitan cada departamento del país, menos cada municipio, ni el gasto detallado de ello, pero el Banco Central de Nicaragua (BCN) en coordinación con el Instituto Nicaragüense de Turismo (Intur) están desarrollando el proyecto de la Cuenta Satélite de Turismo, que permitirá brindar respuesta a estas interrogantes.

DESDE LAS COMUNIDADES

Para Tola se plantean cuatro rutas posibles para explotar el turismo que se encuentra oculto en las comunidades de este municipio, con un enfoque de desarrollo económico local.

Una ruta es la de Nancimúa. Comprende las comunidades indígenas ubicadas cerca de las zonas costeras del municipio e intenta de igual forma rescatar los restos indígenas que ahí se encuentran, enriqueciendo dicha ruta con la integración de las prácticas artesanales y productivas de las comunidades aledañas.

La comunidad indígena de Nancimí y El Caimito son los lugares con ricas expresiones ancestrales de Tola. En esos sitios se han encontrado hermosas piezas de cerámica, muchas de ellas en deterioro y por ello se propone como la ruta arqueológica para rescatar este patrimonio.

¿Ha escuchado alguna vez la famosa leyenda de la novia de Tola? Ficción o realidad, esta historia surgió de este pueblo y cuenta la tragedia de una mujer que al pie del altar se quedó esperando al que sería su futuro marido.

La imagen de la novia de Tola, en una escultura, se encuentra en el parque municipal y es parte de la propuesta de turismo urbano que se puede realizar en este municipio. También forman parte de la ruta de la Iglesia, la tumba Gaspar García Laviana.

En la propuesta para el turismo en Tola no podía faltar la ruta del Sol que presenta “un amplio recorrido por las maravillosas costas del municipio de Tola (54 kilómetros de costa) que comprende actividades de sol y playa, además de la práctica de deportes turísticos y de aventura, al igual que la práctica de turismo científico en cuanto al estudio de las especies biológicas que se encuentran en la amplia franja costera y en las playas marítimas del municipio”.

APORTE UNIVERSITARIO

“Este inventario es la base fundamental y la punta de lanza para el desarrollo turístico del sector urbano del municipio, pero lo es más aún para el sector rural del mismo, el cual constituye la mayor parte de la región”, dice el estudio.

Olga Gómez, docente encargada de brindar tutoría a los estudiantes que realizaron este estudio, comentó que esta actividad es parte de las prácticas profesionales de los jóvenes, a quienes se les planteó hacer un inventario turístico del que carecen la mayoría de los municipios de Nicaragua.

Comentó que el inventario, además de contener una propuesta de desarrollo turístico, hace una caracterización general del municipio, esboza su infraestructura turística (servicios y bienes que puedan aportar al desarrollo del turismo de manera indirecta), estructura e instalaciones turísticas, entre otros.

La alcaldesa del municipio de Tola, Loyda García, comentó que “la elaboración de todos estos instrumentos es el camino a seguir, el norte, la dirección, porque estábamos hablando que necesitamos ecoturismo, turismo comunitario sabíamos que lo teníamos y sí vamos a invertir en base a los diagnósticos que tengamos”, valoró.

EL CAMBIO

Martín Rodríguez, delegado del Instituto Nicaragüense de Turismo (Intur) en Rivas, comentó que Tola ha sido parte de las zonas especiales de entretenimiento y desarrollo turístico por sus atractivos de sol y playa.

“Si hacemos un análisis comparativo de lo que era hace 15 años en Tola no había nada, ahora va tomando otra cara, hay inversiones millonarias. Se ha generado una fuente de trabajo que tal vez no ha sido la gran solución porque más del 80 por ciento de la población es rural, por eso la solución tiene que ir en las áreas rurales, debe haber una alternativa para todas esas comunidades para que puedan insertarse en el desarrollo turístico”, comentó.

Destacó que “el desarrollo tenemos que verlo no sólo si generó trabajo, también iniciativas, noticias, confianza, inversión, cierta sensibilidad con la gente local” y dijo que el reto es lograr que los proyectos grandes se enfilen con las comunidades para lograr un desarrollo conjunto.

OTROS TEMAS PENDIENTES

Aunque Tola es privilegiada por sus recursos naturales y su misma historia, todavía quedan muchos pendientes por resolver. “No hay estructura turística en el casco urbano del municipio, la mayoría de los pobladores carecen de ciertos servicios públicos, falta de museos o sitios de resguardo de piezas arqueológicas y no hay registros sobre la biodiversidad existente en el municipio”, dice el estudio.

Plantea que una de las principales fortalezas a desarrollar es la ampliación de la oferta turística de sol y playa. De igual manera el gran potencial turístico con que cuenta para el desarrollo del ecoturismo y turismo científico, con proyección al nuevo modelo de desarrollo conocido como turismo rural comunitario.

En el 2006 la población total aproximada del municipio de Tola era de 25,627 habitantes, de los cuales 2,638 residían en el casco urbano y poco más de 22 mil habitantes en las comunidades rurales.

Tola es sólo uno de los municipios de Nicaragua que podría encontrar su desarrollo en el turismo. Están muchos más también ubicados en la franja costera del Océano Pacífico, o bien en la costa Caribe. No hay que olvidar a aquellos que son surcados por las aguas de ríos como el San Juan, en el sureste del país, o los que están tierra adentro como los del Norte y los de las Segovias, para citar algunos casos.

Noticias Servicios Suplementos Especiales Publicidad Enlaces
Mapa del Sitio Nicas en el Exterior Contactos Ayuda
©LA PRENSA 2009 Aviso legal Política de privacidad Consultas y Sugerencias
Manual de Estilo de LA PRENSA
Fotorreportajes
Sucesos del 2006: Nicaragua
Búsqueda